Página oficial de Juán José Guede Merino. Sobre mi o Contactar

Todos los posts Juan José Guede Merino

CECOPEXIA

Hace un mes  intervine a un paciente de 24 años con un cuadro compatible con “Síndrome del intestino irritado o Síndrome de colon irritable” practicando una cecopexia, que es la fijación del ciego a la pared abdominal vecina utilizando, como puntos de unión, dos cintíllas cecales.

Esta intervención no es la primera vez que la realizo y los resultados son muy buenos

El paciente relataba una historia, de tres años de evolución, de alteraciones en la frecuencia de sus deposiciones con episodios de estreñimiento y de diarrea así como dolores abdominales muy frecuentes, principalmente tras  las ingestas diarias, y que intentaba calmar frotando el abdomen. Intolerancia a varios tipos de alimentos, expulsión de gases ocasionales, que le aliviaban puntualmente  etc.. Toda esta sintomatologia le causaba un trastorno social importante con cambio de carácter  que también se reflejaba en los estudios, lo  que le obligó a visitar a digestologos los cuales le realizaron diferentes estudios descartando patologías anatómicas y funcionales severas llegando a la conclusión inicial de este relato.

De inicio le diagnostiqué posibles lesiones en rectos anteriores como causa de sus dolores parietales debido a ejercicios físicos basandome, principalmente, en la característica del dolor y en la palpación abdominal.

Al informarme el paciente de la batería de medicamentos que había tomado, por prescripción facultativa, observé que habían agotado todos los recursos médicos al alcance para el tratamiento del cuadro dispepsico.

Ante la insistencia del paciente para que le practicase una cecopexia, solicité un estudio baritado del ciego en dos posiciones, una acostado y otra de pié, observando una caída discreta del ciego hacia la pelvis.

La evolución del paciente, tras la intervención fue extraordinaria, con la desaparición de toda su sintomatologia digestiva, por otra parte le realizaron una ecografia parietal abdominal donde le informaron de la presencia de microroturas musculares en el recto anterior del abdomen.

A día de hoy se encuentra asintomático.

¿POR QUÉ LA CECOPEXIA?

En los foros sobre cecopexia que hay en internet se habla de todo, los hay a favor y los hay en contra.

No voy a entrar a valorar las opiniones, solamente voy a relatar, suscintamente, lo que ocurre en el organismo cuando se realiza dicha intervención.

El V.I.P. ( peptido vasoactivo intestinal)  es uno de las hormonas que produce el páncreas principalmente, como la Gastrina, Insulina, Somatostatina, ACTH, Glucagón y GRfoma.

La función principal del VIP es el aumento del peristaltismo intestinal fisiológico, la vida media es muy corta (unos 5 minutos) pero efectiva y uno de los órganos diana de esta hormona es el colon y principalmente el ciego.

Cuando hay un ciego móvil ocurren dos efectos físicos contraproducentes para el progreso del bolo fecal, uno es la elongación arterial, por desplazamiento del ciego lo que dificulta la efectividad del VIP y otro es la falta de un punto de apoyo para que la onda peristáltica sea efectiva. En física ante una acción hay una reacción. Si yo intento desplazar un mueble en un suelo resbaladizo, por mucha fuerza que haga mis pies se desplazan en sentido contrario a la fuerza que hago, al no haber un buen punto de apoyo, siendo mi esfuerzo ineficaz. Lo mismo ocurre con el ciego, al realizar un movimiento peristáltico progresivo hacia arriba, al no tener un apoyo, se desplaza a la pelvis siendo la propulsión ineficaz.

Al fijarlo a la pared creamos un punto de apoyo para favorecer la propulsión y por otra parte evitamos la “elongación arterial” con lo que hacemos más efectivo la función del VIP.

Dicha intervención la realizó, por primera vez, el  Dr. Wilms a principios del siglo pasado, como referencia histórica.

Que cada uno saque sus conclusiones.

Leer Más

Jornada de Coloproctología en el Complexo Hospitalario de Ourense 6/4/2016

La jornada se desarrolló en dos etapas. La primera es a la que me voy a referir porque considero que aportó más novedades.

Se desarrollaron seis intervenciones medianas y pequeñas sobre patologías anales como hemorroides, fístulas de ano y quistes pilonidales sacros (patología muy frecuente), y se afrontaron diferentes formas de resolución. Una de las intervenciones la realizó el cirujano italiano Dr. Longo, concretamente unas hemorroides con un rectocele vaginal.

En las intervenciones sobre quistes pilonidales se realizó la técnica de la marsupialización, francamente sencilla pero que conlleva bastante tiempo de ejecución para tener el mismo resultado que una exéresis en bloque del quiste. Consiste en puesta a plano del trayecto o los trayectos fistulosos con legrado de todo el tejido afectado y, posteriormente, la fijación con puntos reabsorbibles de la piel al tejido subcutáneo afectado por el quiste, dejando abierta la herida para una cicatrización paulatina. No es rentable en una jornada de peonada por el tiempo prolongado de la técnica. Se incidió mucho en no cerrar piel en surco interglúteo debido a las tensiones dérmicas contrarias a ese nivel, que dificultarían su cicatrización.

La intervención sobre una fístula intraesfinteriana resultó interesante, ya que se realizó en dos tiempos: el primero aislando y seccionando el conducto fistuloso a través del esfínter sin dañarlo, y el segundo intentando resecar todo lo posible el trayecto fistuloso hasta la piel, legrando con una cucharilla el remanente que quedase.

Destacaría las dos intervenciones sobre patología hemorroidal:

•En la primera (unas hemorroides con prolapso mucoso rectal) se realizó una plicatura de la mucosa rectal por encima de la línea pectínea, con sutura continua ascendente en los cuatro puntos cardinales del tubo rectal, y posteriormente un cauterio de las hemorroides con láser. Sencillo e interesante.

•En la segunda el Dr. Longo realizó su técnica “STAR” en unas hemorroides con un pequeño prolapso rectovaginal con doble grapado en semiluna de la mucosa rectal. El resultado fue la retracción hemorroidal rectal externa y la resolución del prolapso. Hay que ser muy cuidadosos en el grapado para no atrapar la pared vaginal posterior.

En resumen:  son diferentes soluciones a una patología muy trillada, en las que las opciones clásicas también producen buenos resultados, por lo que lo ideal es que cada profesional realice la que más está habituado y con la que tenga más éxitos.

 

Leer Más

Centro de preferencias de privacidad

Cookies Imprescindibles

Se usan para saber si ya aceptaste nuestras políticas y para servir más rápidos los contenidos.

gpdr, wpSGCacheBypass

Cookies de terceros

Usamos cookies de terceros en las que se almacenan externamente para conocer tus usos de navegación, si ya estás suscrito al boletín y los elementos compartidos en redes sociales

cfduit_, intercom-id, intercom-lou, mailerlite:language, mailerlite:webform, _ga, _gid